EL DIARIO

Miercoles, 2 de Diciembre del 2020

El autoritario régimen que gobierna Turquía procura silenciar a Facebook

Por Emilio Cárdenas, el 13 octubre, 2020

¿Que te parece?
Me gusta ¡Amo esto! Muy divertido Wow! Es triste Me enoja
22

 

Emilio Cárdenas

Emilio Cárdenas

Los gobiernos autoritarios siempre les temen a las redes sociales, a las que generalmente no pueden controlar. Porque les roban el “discurso único”.

Por esto, no es demasiado sorpresivo que el belicoso y agresivo presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, haya recientemente decidido sancionar normas restrictivas, en función de las cuales trata de obligar a las mencionadas redes a establecer una presencia formal en su país y a guardar las pruebas y los antecedentes de la información difundida por ellas, así como a designar un representante específico, al cual poder responsabilizar personalmente por la información que las redes difunden.

Facebook, de inmediato, notificó al gobierno turco que no cumplirá con las disposiciones aludidas, con las que se procura claramente poder censurar y restringir severamente su libertad de expresión. El conflicto entre la mencionada red y las autoridades turcas ha quedado entonces planteado y está latente.

Las organizaciones locales de defensa de los derechos humanos han reaccionado con premura, en abierto apoyo de Facebook.

Para Facebook, que no ha hecho otras declaraciones públicas, el riesgo es obviamente el de la muy probable imposición de multas, así como el de sufrir restricciones en el uso de la banda, reduciendo así su capacidad de llegar eficientemente a la gente.

Para el cada vez menos democrático presidente Erdogan, las rede sociales, desde las que se ha criticado reiteradamente las actividades económicas de su familia inmediata, son, por ello, “inmorales”.

Facebook, cabe señalar, tiene unos 37 millones de usuarios en Turquía. Pero no tiene presencia corporativa alguna en ese país. Opera hoy desde sus oficinas y con los equipos que posee en la ciudad de Londres.

Ni Google, ni Twitter, también alcanzados por la nueva normativa restrictiva turca, se han mantenido, hasta hora al menos, en el más completo silencio.

(*) Ex Embajador de la República Argentina ante las Naciones Unidas.

¿Que te parece?
Me gusta ¡Amo esto! Muy divertido Wow! Es triste Me enoja
22

Compartir