Miercoles, 17 de Diciembre del 2014 Actualizado: 13:18

Como “ñoquis”

Por (hhm@eldiario.com.uy) | Viernes, 17 de febrero del 2012

Pasó una semana desde que se procedió con el allanamiento de la seccional número tres y se detuvo a un grupo de agentes que resultaron procesados por aceptar coimas a cambio de su silencio. La Policía sigue de cerca los hechos que hacen al correcto cumplimiento de su función y por eso ayer tuvo que separar del cargo a dos subjefes departamentales, que serán investigados por presuntas irregularidades en el cobro del servicio 222.

Para el ministro del Interior, Eduardo Bonomi, el servicio está “totalmente corrompido” y en consecuencia, “no sirve”. Por eso ayer, pasado el mediodía, Bonomi se reunió con el jefe de Policía de Montevideo, Diego Fernández, para transmitirle la necesidad de separar de su cargo al inspector principal Luis Ituarte, subjefe de la Jefatura capitalina.

La auditoría encargada por el Ministerio a la Auditoría General de la Nación, detectó irregularidades en las planillas de los servicios 222 realizados en una sede del Banco República. El ministro le informó a Fernández que en la maniobra estaría involucrado también el subjefe de la Jefatura de Tacuarembó, inspector principal Carlos Palou Fialho.

La sospecha fue trasladada a la Justicia especializada en Crimen Organizado, señaló Fernández al diario El País.

Una investigación de urgencia realizada por la Jefatura de Montevideo determinó que el subjefe tacuaremboense iba a cobrar 9 mil pesos por 90 horas de servicio 222 que no cumplió, pero que figuraban como realizadas en las planillas del servicio 222. Precisamente, la responsabilidad de su colega montevideano era la de fiscalizar el cumplimiento de las horas de prestación del servicio.

La investigación administrativa determinará si es un hecho aislado o si es algo más generalizado. Se trata de horas que no fueron realizadas y cobradas. Y que el entonces subjefe de Montevideo debía controlar y no lo hizo”, explicó el jefe Diego Fernández.

Por su parte, fuentes del Círculo Policial rechazaron la difusión de los nombres de los dos oficiales que si bien están siendo investigados, no hay todavía ninguna disposición judicial en su contra.


Tus amigos en El Diario